5.gif

   Las 7 cualidades del padre-madre líder

   En el mundo que nos rodea, los padres encuentran con frecuencia coartada su acción por la presencia de diversos ídolos o idolillos entre sus hijos. Tal o cual cantante, tal o cual actor, un compañero…Muchas veces la influencia de estos elementos puede ser sencillamente nefasta para los chicos. Si esto sucede, es porque la figura del padre ha perdido prestigio. Los padres se están resignando a actuar de meros comparsas en la educación de sus hijos, se han dejado-en una palabra- arrebatar prestigio, y se han resignado a quedar reducidos al mero papel de pagadores de colegio y de actividades extraescolares, a personas que compran ropa o alimentan a sus hijos, pero perdiendo ya la esperanza de ser verdaderos modelos para ellos. Aceptan tácitamente que “ellos ya no son de esta época” y tratan de que al menos sus hijos les respeten y les obedezcan, pero resignándose a levantar ningún tipo admiración en sus hijos, porque la admiración la levantan otros.

   Yo creo que un padre que no se resigne a esta situación podría adoptar estos enfoques:

   1.- Disposiciones para planificar la educación de sus hijos.

   2.- Disposiciones para comunicarse con ellos.

   3.- Disposiciones para trabajar en equipo.

   4.- Disposiciones para aprender continuamente.

   5.- Disposiciones para usar los mejores medios educativos.

   6.- Disposiciones par el análisis de los factores que afectan a la propia familia.
   7.- Disposiciones para formar en valores.

   Un padre líder establece objetivos para la educación de sus hijos. Sabe lo que quiere que sean sus hijos y se marca unos objetivos y establece unos medios para lograrlo. No confía la educación de sus hijos a nadie, ni a los profesores, ni a los tutores, ni siquiera a las personas de toda confianza que organizan el tiempo libre de sus hijos.

   Un padre líder, como un buen líder empresarial, huye de los silencios, da prioridad a saber escuchar a su hijos, dedicando tiempo para charlar con ellos, animándoles a contar sus cosas, no interrumpiéndoles, demostrando y haciendo el esfuerzo de penetrar en sus mundos, haciéndose cargo de los pequeños dramas y conflictos de sus hijos.

   Un padre líder aprende continuamente. Nunca se considera formado y por ello sabe contar con la opinión del profesor o del tutor de sus hijos, leen y piden lecturas apropiadas sobre sus hijos, asisten a seminarios, cursos y conferencias educativas.

   Un padre líder no delega en el centro educativo, sino que, en colaboración con éste, con sus tutores y con otros matrimonios de la misma edad que su hijo, planifican objetivos y tareas que tienen un mismo fin.

   Un padre líder usa y busca las mejores técnicas y los mejores ambientes par sus hijos.

   Un padre líder analiza los factores que afectan a su familia. Está al tanto de la influencia de amigos, compañeros, programas, lecturas y discriminan lo ventajoso o lo perjudicial que estas influencias pueden reportarles. Analizan cada acontecimiento y sacan lecciones de la experiencia.

   Un padre líder da la misma prioridad a la formación intelectual que a la física o la moral y por ello se preocupa de que sus hijos crezcan en valores, esforzándose ellos mismos por crear en casa un ambiente sano y alegre donde el ejercicio de las virtudes humanas se hace atractivo.

   Un padre líder sabe dar por encima de todo a sus hijos, cariño. Sabe alentar, sabe impulsar, sabe apoyarse en los puntos fuertes de sus hijos, sin dejar por eso de exigir.

   Pedro Pérez de la Blanca. Con la autorización de: www.fluvium.org
—————-
Otros temas relacionados:
Ser padres: un privilegio que hay que saber apreciar
Carta de un hijo a todos los padre del mundo
Otros artículos sobre la FAMILIA

Enviar a un amigo

Anuncios